Para protegerte de tus enemigos | Reina Mística

Para protegerte de tus enemigos

Para protegerte de tus enemigos 2013 4 23

Con este ritual solo pretendemos protegernos, a través del agua, de las energías de bajas vibraciones que se desprenden contra nosotros.

Materiales necesarios

  • Agua
  • Papel de cuadricula pequeña
  • Vaso de cristal

Preparación

:

1- Escribir en el papel: “Desde la Fuente Infinita y sin daño a nadie, pido que mis enemigos, visibles, invisibles y ocultos, se olviden de mí y de mi persona. Así sea.”

2- Meter seguidamente este papel en el fondo de un vaso de cristal y llenarlo de agua hasta cubrir algo más que el papel.

3- Colocarlo al fondo del congelador.

NOTA: No escribir ningún nombre y a ser posible no visualizar a nadie en concreto para no interferir ni bloquear a terceras personas.

Una manera de evitarlo sería simplemente visualizar como las energías de bajas vibraciones (representadas por ejemplo como humo negruzco) se introducen en el vaso y se quedan ahí paralizadas sin poder actuar.

Solo queremos protegernos de las energías de vibraciones bajas que se encuentran a nuestro alrededor y no “congelar” a nadie.

No quitamos el vaso del congelador hasta que sintamos que esa energía se ha disipado.

Se puede repetir siempre que sintamos realmente que hay personas que nos transmiten estas energías.

LIMPIEZA ENERGÉTICA de objetos con carga negativa
Descubre cómo realizarla con nuestro artículo especial.

Nws_Limpieza  Para protegerte de tus enemigos Nws Limpieza
* Campo requerido



10 comentarios de “Para protegerte de tus enemigos

  1. María Reina dice:

    Gracias a todas por participar compartiendo vuestra opinión y también vuestras dudas.

    Os respondo a todas:

    chaky718, aunque sepas quién te está molestando, lo mejor es no mencionar a nadie. Será igual de efectivo ya que se aplica a todos los “enemigos” que podamos tener.

    Lara, entiendo perfectamente tu postura, es mejor hacer las cosas bien para no interferir en algo que después pueda causar daños colaterales.

    Luna_Llena72 como bien comentas, en tu caso muy probablemente no se deba a una influencia externa. A veces, aunque no reparamos en ello, somos nosotros mismos quienes con nuestros pensamientos y actitudes generamos vibraciones bajas que pueden llegar a afectarnos bastante. No necesariamente esa “negatividad” tiene que venir desde fuera.

    Patricia, Atenea, Lilia, gracias a vosotras por seguirnos.

    Un fuerte abrazo a todas 🙂

    Espero seguir leyéndoos por aquí. Un beso

  2. Luna_Llena72 dice:

    Yo hice una vez algo igual, pero me dijeron, y así lo hice, de ponerle también sal. Y tengo una pregunta: si cuando tenía todo congelado no varió nada con respecto a mi entorno negativo, entonces no era nadie quien estaba negativizando mi vida, ¿no es así?. Es más, sigo en las mismas.

Deja un comentario